Factor

España será el primer país europeo con una ley que prohíba los vehículos diésel

viernes, 25 de enero de 2019 | Mitigación

La ministra de Transición Ecológica, Teresa Ribera, y su equipo continúan con la idea de tramitar la Ley de Cambio Climático y Transición Energética en el primer trimestre. Los pasos a seguir serán presentar en Bruselas a Miguel Arias Cañete, comisario europeo de Medio Ambiente, el borrador del Plan Nacional de Energía y Clima, que anticipará la mayor parte del futuro articulado de la Ley de Cambio Climático y Transición Energética. Poco después, a partir del viernes 15 de febrero en adelante, iría al Consejo de Ministros, para inmediatamente después comenzar su tramitación parlamentaria en el Congreso. Según el Gobierno la estrategia de descarbonización generará oportunidades por valor de 235.000 millones.

La futura ley prohibirá la comercialización de vehículos contaminantes (diésel, gasolina e híbridos actuales) en 2040 y su circulación en 2050. También recogerá la reducción de emisiones en la UE de CO2 del 37,5% para turismos y del 31% para vehículos comerciales en 2030 con respecto a la media que tendrían en 2021.

Así España sería el primer país, si se cumplen los plazos y no le supera Francia, de los cinco grandes fabricantes europeos en contar con una ley estatal que prohíba los vehículos de combustión en una fecha concreta. Algo que daría "certidumbre" y "dos décadas más que suficientes" para descarbonizar la industria automovilística española.

Situación en otros países

Sin embargo, a diferencia de otros países, ni desde Transición Ecológica ni Industria se ha previsto un plan de incentivos para rejuvenecer el parque móvil español, que ronda los 12 años; lejos de la media europea de 8,8 años. El sector se queja de que el Gobierno ha apostado por el eléctrico y "no ha sido neutral tecnológicamente". Transición Ecológica replica que "sólo se prohíben los coches que emitan, si hacen un diésel que no emita se podrá vender".

El sector arguye que Reino Unido ha desarrollado "la estrategia Road to Zero [Camino al cero] no tiene rango de ley". Prevé que todos los vehículos nuevos vendidos sean cero emisiones en 2040 "sin discriminar" y cuenta con 2.700 millones de libras; 1.500 de ellos para subvencionar la compra de coches nuevos. En Alemania también se ha apostado por la incentivación; igual que en Francia. El país vecino planea aprobar la Ley de Ordenación de la Movilidad y cuenta con 20.700 millones de euros para descarbonizar el transporte. En 2019 tendrá 570 millones para subvencionar el cambio de un coche viejo por uno eléctrico o de gasolina o diésel, siempre que emita menos de 130 gramos de CO2 por kilómetro.

Desde el sector insisten en que los vehículos diésel modernos emiten un 80% menos NOx que uno de hace 15 años, por lo que afirman que un paso transitorio sería incentivar como en Francia la compra de diésel modernos.

 

 

Fuente:El Mundo