Factor

Calentamiento global, la evolución es incapaz de seguir el ritmo del cambio climático

jueves, 17 de diciembre de 2020 | Adaptación

 

El mundo se está calentando y la vida tiene que adaptarse a las nuevas condiciones. Pero si el calentamiento continúa, muchas especies pueden tener problemas para mantenerse al día.

"Parece que la evolución es más lenta que el calentamiento global en este caso", alerta en un comunicado Fredrik Jutfelt, profesor asociado del Departamento de Biología de la Universidad Noruega de Ciencia y Tecnología (NTNU) y autor de un estudio publicado en Proceedings of the National Academy of Sciences.

Jutfelt y su grupo de investigación en la NTNU han pasado cuatro años estudiando cómo una especie de pez tropical llamado pez cebra ('Danio rerio') se adapta a un clima más cálido, especialmente con respecto a períodos extremadamente cálidos. La doctora Rachael Morgan, ahora en la Universidad de Glasgow, es la autora principal.

"Este es el mayor experimento de evolución artificial que se ha realizado en vertebrados con un enfoque en la tolerancia al calor", dice Jutfelt. El grupo de investigación utilizó peces cebra que fueron capturados en la naturaleza para sus experimentos. Luego, los peces fueron criados deliberadamente en función de su capacidad para hacer frente a los períodos cálidos más extremos. Los investigadores siguieron a aproximadamente 20.000 individuos durante seis generaciones.

"Vemos que el pez cebra puede desarrollar tolerancia al calor y hemos desarrollado líneas de pez cebra que pueden resistir mejor el calor. Esas son buenas noticias", dice Jutfelt. Lo que es impresionante es que los investigadores han podido medir la adaptación evolutiva a un mundo más cálido en vertebrados en el laboratorio.

"El problema es que la evolución lleva muchas generaciones. La evolución solo aumentó la tolerancia al calor en los peces en 0,04 grados centímetros por generación. Esto es más lento que el calentamiento experimentado por muchos peces en muchos lugares", añade Jutfelt. "Ahora el mundo se está calentando tan rápido que es posible que los peces no puedan adaptarse a los períodos más cálidos de manera suficientemente eficiente", advierte Morgan.

La evolución significa que los individuos que están mejor adaptados a las condiciones ambientales producen una descendencia más fértil que otros miembros de su especie. Durante varias generaciones, estos cambios pueden acumularse y alterar la propia especie. Los períodos particularmente calientes pueden dañar a algunos de los peces o hacer que no puedan reproducirse. Por encima de cierta temperatura, la mayoría de los peces morirán.

 

Fuente: Ecoticias