Factor

California firma la ley más ambiciosa contra el cambio climático

lunes, 12 de septiembre de 2016 | Mitigación

California ha dado un paso decisivo en su lucha contra el cambio climático. El gobernador del estado, el demócrata Jerry Brown, firmó hoy una ley que permitirá acometer una de las reducciones más drásticas en la emisión de gases de efecto invernadero a nivel mundial.

En concreto, la propuesta pretende que esa reducción sea del 40% para 2030, situando los niveles por debajo de los de 1990, lo que significará, en teoría un aumento considerable en la flota de vehículos eléctricos circulando por las carreteras californianas y un drástico recorte por parte de las granjas de productos cárnicos y lacteos. Ese sector, en concreto, es el principal responsable de esas emisiones de gases perjudiciales para el medio ambiente, según varios estudios.

La legislación fue aprobada tras una enconada batalla política en Sacramento, la capital del estado, estableciendo medidas más agresivas que las existentes con la anterior ley vigente. Esa proponía una reducción de gases contaminantes para 2020.

La firma de Brown supondrá un golpe importante para sectores como el petrolero y el agrícola, por lo que la oposición ha sido poderosa. El programa les obligará a pagar por un cupo de emisiones determinado destinado a labores de limpieza, lo que en el pasado ha significado miles de millones de dólares para las arcas del estado.

Por otro lado, son buenas noticias para las empresas de Elon Musk, fundador de Tesla y de Solar City en su intento por revolucionar el mundo con sus vehículos eléctricos de lujo y sus plantas solares. Brown pretende seguir esa dirección y acabar con la energía proveniente del carbón y otros materiales más contaminantes que las renovables.

"No hace muchos años que las eléctricas privadas decían que no se podía llegar a un 20% en energía renovable", explicó Brown desde Los Angeles al firmar la ley. "Bueno, pues este mes ya han alcanzado el 26%", y cree que es muy factible alcanzar el 50% para 2030.

La ley ha contado con el firme rechazo de la bancada republicana, contraria a las teorías de la mayoría de los científicos sobre el efecto del hombre sobre el cambio climático.

 

 

Fuente: El Mundo