Factor

El crecimiento de las energías renovables puede cerrar la brecha del coste del hidrógeno verde para 2030

jueves, 24 de octubre de 2019 | Mitigación

La producción de hidrógeno verde podrá competir con el hidrógeno producido a partir de combustibles fósiles en 2030 en Australia, Alemania y Japón, si los precios de la energía renovable alcanzan los 30 dólares por megavatio hora (MWh), indica un nuevo trabajo de investigación. Hoy, los precios de los acuerdos de compra de energía eólica y solar (PPA) varían entre $ 53 y $ 153 / MWh en esos mercados. 

La investigación  muestra que menos del 1% de todo el hidrógeno producido en la actualidad proviene de electricidad renovable, dependiendo mayoritariamente del gas natural y el carbón.

El cambio al hidrógeno producido por eólica y solar a través de la electrólisis, que divide las moléculas de agua en átomos de hidrógeno y oxígeno, ofrece una oportunidad significativa para descarbonizar su producción y alcanzar los objetivos de emisiones.

Desde 2000 hasta finales de 2019, se habrán desplegado 252 megavatios (MW) de proyectos de hidrógeno verde en todo el mundo. Para 2025, la capacidad aumentará en un 1.272%, con el despliegue de otros 3.205 MW de electrolizadores dedicados a la producción de hidrógeno verde.

Ben Gallagher, analista y experto en el tema, dijo: “El gran aumento en el período 2019-2025 se debe en parte a que se trata de un mercado naciente. Pero los objetivos agresivos en el este de Asia y el mayor interés de los principales interesados ??internacionales impulsarán el despliegue a corto plazo.

«Si bien la competitividad de costos podría estar fuera del alcance en la mayoría de los escenarios para 2025, los objetivos nacionales y los proyectos piloto producirán un volumen suficiente para lograr caídas sustanciales de gasto de capital más allá de esa fecha», agregó.

Gallagher dijo que a medida que crece el despliegue de energía renovable, también lo hará el mercado de hidrógeno verde. Pero hay desafíos. Si bien el hidrógeno verde ha logrado ganancias en varios mercados clave, incluidos Japón, Alemania y Australia, en la actualidad no puede competir con los bajos costos del carbón producido localmente y el hidrógeno producido con gas natural en China y Estados Unidos, por ejemplo.

Además, no está claro si los precios de los PPA renovables en todo el mundo caerán lo suficientemente rápido como para que la producción de hidrógeno verde sea competitiva.

Sin embargo, Gallagher es optimista sobre el futuro del sector del hidrógeno verde. «Nos estamos embarcando en la transición energética», dijo. «Hay varias incógnitas que estimularían aún más la adopción de hidrógeno verde: cambios en la dinámica de las políticas, nuevos regímenes de carbono, nuevas formas de monetizar la flexibilidad de la red y costos de energías renovables por debajo de lo esperado».

 

Fuente: El Periódico de la Energía