Factor

Los científicos alertan del acelerado calentamiento de los Pirineos

martes, 13 de noviembre de 2018 | Adaptación

Los científicos han alertado de un acelerado calentamiento de los Pirineos que, además, está yendo acompañado de un acusado descenso de las precipitaciones. Así lo han constatado un centenar de expertos que han participado en la elaboración del informe «El Cambio climático en los Pirineos: impacto, vulnerabilidades y adaptación», estudio que se presentó este lunes en Zaragoza y que ha sido realizado a través del Observatorio Pirenaico de Cambio Climático.

Hace décadas que se tiene constancia de ese paulatino calentamiento de esta cordillera, algo de lo que han ido dando fe los glaciares que quedan en estas cumbres. De hecho, los que todavía perviven son solo una porción de los que había hace apenas cien años. Ese aumento de las temperaturas medias han hecho desaparecer gran parte de esos glaciares. Y los que quedan están en un continuo retroceso, sin freno desde hace décadas.

Ahora, el calentamiento apreciado por estos científicos incrementa la preocupación sobre el futuro -no muy lejano- de esas masas heladas en movimiento, los últimos glaciares de España. El coordinador del informe, Juan Terrádez, considera que -a la vista de los datos- los que aún quedan están condenados y es improbable que «queden muchos» a finales de este siglo.

El informe ha sido elaborado con la participación de más de cien expertos de España, Francia y Andorra. En él se destaca que, cada década que pasa, las precipitaciones se reducen un 2,5%. Eso supone que cada vez nieva menos. Si a eso se le suma el calentamiento, el resultado es una progresiva y acusada disminución de la capa de nieve en los Pirineos. De hecho, preven que el espesor de nieve se reduzca un 50% de aquí al año 2050, y podría recortarse hasta un 80% a finales de siglo si persiste esta situación.

El calentamiento se está produciendo «a una velocidad muy rápida», fruto de un cambio climático que exige de una «actuación urgente» para ponerle freno, según ha advertido Idoia Arauzo, coordinadora del observatorio Pirenaico de Cambio Climático.

Según destaca este informe, la temperatura media en los Pirineos ha aumentado 1,2 grados en los últimos cincuenta años, un 30% más que el calentamiento medio mundial, que ha sido de 0,85 grados.

Esa combinación de descenso de las precipitaciones y de aumento de las temperaturas se sustanciará, según han advertido estos científicos, alterará gravemente el paisaje, la biodiversidad y las reservas hídricas, lo que tendrá también consecuencias socioeconómicas.

 

 

Fuente: ABC