Factor

Teresa Ribera urge a la “colaboración” para dar una respuesta rápida a los incendios

viernes, 19 de junio de 2020 | Mitigación

 

La ministra para la Transición Ecológica y el Reto Demográfico, Teresa Ribera, ha afirmado que la colaboración entre administraciones es esencial para dar una respuesta “rápida” a los incendios forestales, que en 2020 han afectado a un 50% menos de territorio debido al estado de alarma y a las lluvias.

Ribera ha hecho estas declaraciones tras visitar esta mañana elCentro de Coordinación de la Información Nacional sobre Incendios Forestales (CCINIF), al que se ha desplazado junto a la ministra de Defensa, Margarita Robles, y trasladarse después a la Base Militar de Torrejón de Ardoz, donde se encuentra el 43 Grupo del Ejército del Aire, para presentar el dispositivo contra incendios forestales en la campaña de verano 2020, que se desarrollará desde el 15 de junio hasta el 15 de octubre, aunque podría prorrogarse unos días más si hubiese necesidad. 

En el transcurso de este acto, ambas ministras han firmado la renovación del acuerdo para la operación y mantenimiento de la flota de medios aéreos del por el 43 grupo del Ejercito del Aire, mediante el cual se confirma el compromiso de trabajo conjunto y el propósito de mantener un “nivel de implicación presupuestaria” por parte del Estado para reforzar el apoyo a las comunidades autónomas, al ser éstas las que mantienen la competencia en extinción de incendios forestales.

Sin embargo el Estado dispone de un operativo nacional de extinción que presta a las autonomías mediante el despliegue de material tecnológico y humano, que -por su alto coste- no puede ser asumido por ellas.

Además, el ministerio de Transición Ecológica (Miteco) completó hace unos meses su estructura orgánica con un refuerzo de políticas ambientales enfocadas a la biodiversidad y, desde entonces, asume las competencias forestales, que anteriormente estaban en manos de Agricultura.

Seguridad en la lucha contra el fuego

Según ha declarado Teresa Ribera, “el trabajo en la lucha contra incendios ha sido siempre sobresaliente, independientemente del Ministerio del que dependiera” y ha añadido que se trata de desarrollar una correcta integración que siempre ha existido con las políticas forestales y con la calidad el suelo, así como de fortalecer el protagonismo del capital natural asociado a la transición ecológica.

Durante el acto, al que también han asistido el Secretario de Estado de Medioambiente, Hugo Morán, y el hasta hoy secretario de Estado de Defensa, Ángel Olivares,  la ministra de Transición Ecológica ha dicho que un año excepcional como este por el estado de alarma derivado de la pandemia, el protocolo principal es combinar la gestión del trabajo en la lucha antiincendios y la seguridad de los profesionales que lo desempeñan.

Dispositivo aéreo y terrestre

El dispositivo para la extinción cuenta con 73 aeronaves, 7 unidades móviles de análisis y planificación sobre el terreno y cerca de 1.000 efectivos entre técnicos, pilotos y mecánicos de las aeronaves, personal de las brigadas forestales y bases de medios aéreos entre otros, para los que se destinarán 85 millones de euros, sin contar el coste del personal funcionario.

Respecto a los medios aéreos, el Miteco pone a disposición de las comunidades autónomas 22 aeronaves de su propiedad, entre los que sobresalen 18 Aviones anfibios Canadair, operados por el 43 Grupo del Ejército del Aire, y que se desplegarán, de manera escalonada, en 7 destacamentos (A Coruña, Zaragoza, Baleares, Salamanca, Málaga, Torrejón de Ardoz y Badajoz).

Asimismo destacan 4 Helicópteros BK-117, dirigidos por la Guardia Civil, y aunque no realizan labores de extinción, son un elemento de apoyo a otras muchas actividades de defensa contra incendios; el operativo también contará con 51 aeronaves más entre aviones de observación, anfibios, de carga, helicópteros y vehículos aéreos no tripulados.

El operativo terrestre está integrado por 7 unidades móviles de análisis y planificación (UMAP): vehículos todoterreno dotados de una estación meteorológica automática, equipo de comunicaciones radio en banda aérea y terrestre y unidad de recepción de imágenes entre otros instrumentos.

Como parte de los medios humanos, Ribera ha destacado las 10 brigadas de refuerzo en incendios forestales (BRIF), un servicio de bomberos forestales integrado por más de 600 trabajadores con bases en Laza (Orense), Tineo (Asturias), Tabuyo del Monte (León), Pinofranqueado (Cáceres), La iglesuela (Toledo), Puerto de El Pico (Ávila), Lubia (Soria), Daroca (Zaragoza), Prado de los Esquiladores (Cuenca) y Puntagorda (Isla de La Palma).

Las BRIF desarrollan su actividad de extinción de incendios forestales durante cinco meses en verano y dos meses en invierno-primavera, trabajando el resto del año en labores de prevención. 

Según el Miteco,  este ministerio está revisando y actualizando los principales documentos de planificación de la política forestal española, como son la Estrategia Forestal Española y el Plan Forestal Español, con el fin de prevenir los incendios que, ha declarado Ribera, constituyen “una de las peores alarmas” y cada año “son mas intensos, más virulentos y mas dramáticos”.

 

Fuente: EFEVerde